Nahar

Nahar es el nombre del corcel de Oromë. Es un gran caballo blanco que puede sentir el mal a leguas de distancia. “(…)Sus cascos son de una plata más dura que cualquier acero, que golpean a los enemigos malignos como los martillos de Aulë”. Aunque puede hablar, raramente elige hacerlo. Algunos dicen que algunas veces visita por la noche a las yeguas mortales y las deja con potrillos. Aunque esto puede ser una mera superstición, nadie discute que fue el padre de los mearas y de los caballos de los elfos. El relincho de Nahar es como el sonido de una poderosa trompeta, su voz inspira terror a todos los seres malignos y coraje a aquellos que pertenecen al bien.


Escribir sin errores de ortografía, sin morir en el intento.

Jugar al Juego Cósmico de la ortografía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *